Whisky Izquierda: Eugenio Tironi sorprendido porque el sur se llenó de rotos

4

Entrevista a Eugenio Tironi

 

 

 

 

En una de las columnas más graciosas (sin quererlo) y clasistas que se recuerden (posiblemente también sin quererlo),  el  ex mapu «socialista renovado», Eugenio Tironi, nos vuelve a demostrar lo mucho que se vendió la generación del NO, al punto de perder toda conexión con la realidad. Parte de la columna publicada por El Mercurio señala.

 

 

 

Estuve en el sur. Me bastó asomarme a la carretera para notar que estaba colmada de vehículos modestos repletos de pasajeros y casi siempre con este nuevo integrante de la familia chilena: la mascota. Si es cuestión de ver la gente que llenaba las estaciones de servicio para darse cuenta de la revolución demográfica. Encontrar las figuras rubias, esbeltas y con dockers , esas que dominaban hace una década, era como hallar una aguja en un pajar. La mayoría eran morenos, bajos, algo entrados en carnes, con shorts y camisetas de la U o del Colo-Colo, que salían de los baños con la cabeza mojada para combatir el calor antes de reingresar a sus vehículos, no sin antes dar de beber a la mascota y tirar la basura en depósitos siempre repletos. Digamos que con las carreteras concesionadas pasó lo mismo que con el Metro de Santiago: se democratizaron.

 

 

Cada ciudad, pueblo o paraje que visité estaba invadido por el mismo tipo de chilenos con que me había encontrado en la carretera. Era conmovedora su emoción ante la belleza de los parajes, el precio del salmón y del cordero, la magnificencia de Valdivia, el küchen de murtilla, los alerces, coihues y copihues, las ferias tradicionales, los volcanes, las aguas calmas y cálidas de lagos y ríos. Se los veía en grupos, muchas veces tomados de la mano, como para no caerse ante el asombro. Estaban viendo con sus propios ojos de lo que les habían hablado en la escuela, o que solo habían visto por televisión, y como en un rito, asumían sorprendidos que todo esto era también de su propiedad, y que gozar de ello era un derecho que emana de su simple condición de chilenos.

 

 

Fue ahí cuando pensé que quizás dejen alguna basura, o que a lo mejor cortaron ramas para hacer fuego. Es probable también que el año próximo no sea un vehículo, sino varios, los que bajen a la ribera del río, y que esto contamine más sus aguas. Admito además lo molesto que es para gente como uno perder el privilegio de disponer de tanta belleza solo para uno. Pero esto qué importa. Que estén aquí en el Río Bueno nos vuelve un país donde el cariño y orgullo por su naturaleza, su cultura y su historia están más asentados y extendidos. Lo que es bueno para todos.

 

 

 

 

 

 

TIRONI EJEMPLIFICA DE MANERA PERFECTA A LA CONCERTACIÓN. UNA TROPA DE VENDIDOS QUE SE ABURGUESARON Y AHORA VIVEN EN UNA BURBUJA

 

 

 

 

 

 

 

Compartir.

4 comentarios

  1. Se habrá mirado al espejo este «morenazi» al peo?…parece que la edad le está pasando la cuenta o su rol de lobbysta en los 90, que al igual que el tal Hermógenes escriben puras weás para llamar la atención…al menos el Hasbuncito se ha ganado su sitial de we…este es FOME

  2. Rorro Pancho on

    La wea clasista, muchos de esos weones con camiseta en autos modestos se endeudaron quizás por cuantos meses. Cuando vuelvan a salir de vacaciones todavía van a estar pagando las anteriores y habrán imbéciles burgueses admirándose por tanto roto veraneando en lugares que no sean Cartagena.

  3. Este saco de weas escribió:
    pasó lo mismo que con el Metro de Santiago: se democratizaron.
    lo que quizo escribir realmente fue:
    pasó lo mismo que con el Metro de Santiago: SE LLENO DE ROTOS.. ATROHHH!!!!

Dejan tu comentario