Tras mandarse puras cagadas y no anticipar ninguna crisis, Lucía Dammert renunció como jefa de asesores de La Moneda

1

 

loading…


.

 

  • El gobierno de Boric cometió dos errores: Uno fue el diagnóstico completamente errado debido al buenismo de Apruebo Dignidad, y el otro fue rodearse puros amigos “yes men”. Gobernar un país no es fácil y por lo mismo necesitas a los mejores, que una persona sea buena en una cosa no significa que esté preparada para otra. Ni idea cómo lo hará Miguel Crispi, pero difícilmente podrá hacerlo tan mal como Lucía Dammert.

 





Compartir.

1 comentario

Dejan tu comentario